Sinsicap

Sinsicap es la capital del distrito del mismo nombre y sus principales caseríos son: San Ignacio, Oscol, Purrupampa, Caisharín, Membrillar, Llaguén, Parrapós y Yerbabuena.

Con una altitud de 2,200 m. sobre el nivel del mar, se encuentra a 62 Km. de la ciudad deTrujillo y a 2 horas de viaje por carretera, pasando por Laredo, Simbal y Collambay. La carretera está asfaltada los primeros 30 Km.

La población total del distrito es aproximadamente de 11,000 habitantes.

El nombre de Sinsicap deriva de “shin shi” (fuerte, generoso) y “cap” (clima), es decir, pueblo del clima fuerte, saludable y generoso.

Sinsicap fue fundado oficialmente el 2 de Julio de 1554 por don Juan Sandoval y Guzmán, siendo dedicado a la Virgen de la Visitación patrona del pueblo. Doña Florencia de Mora dejó en libertad y dueños de las tierras a los sinsicapinos.

A su paso por Sinsicap, Simón Bolívar le dio la categoría de pueblo, ratificado y elevado a distrito por Ramón Castilla el 25 de Abril de 1861. En 1890 en el gobierno de Remigio Morales Bermúdez se le otorga la categoría de “Villa”, reconociendo los méritos de los patriotas sinsicapinos en favor de la independencia del Perú.

La principal actividad de los sinsicapinos llamados también “capinos”, es la agricultura, siendo muy conocidos por sus sabrosos membrillos, blanquillos, melocotones, manzanas “capinas” y recientemente peras de agua, paltas y manzanas de óptima calidad.

Actualmente en Sinsicap se envasa néctar de membrillo 100% ecológico, libre del empleo de insecticidas y de muy agradable sabor.

En la parte baja de Sinsicap de clima más cálido llamado Yerbabuena, se cultiva chirimoya, palta, naranja, plátano etc.
En la parte alta, en San Ignacio y Oscol se cultivan trigo, cebada, papa, ajos, olluco etc., aquí también se están cultivando por primera vez y con excelentes resultados, alcachofas de primera calidad para la exportación.

El clima seco privilegiado y la belleza de sus paisajes, le ha valido a Sinsicap la nominación de “Chosica liberteña” que sumado a su historia, sus costumbres, la amabilidad y sencillez de su gente, también podría ser llamado “Tierra de encanto”.